Investigación de mercado, opinión y comunicaciones Researching the market, opinion and communications Somos especialistas em pesquisa de mercado, opinião e comunicações.

Noticias

/
02dic2013

El nuevo modelo familiar en Argentina

  • Por superadmin
  • 1 Etiquetas
  • 0 Comentarios

En Argentina, la estructura “madre, padre, hijos” bajó en la última década. Sólo el 37% responde al formato tradicional
Por Evangelina Himitian, diciembre 2013

 

familias

 

Que las familias son más chicas que hace 50 años no es ninguna novedad. Pero, ¿cómo cambió el modelo familiar en la última década en la Argentina? Para empezar, hay menos hijos. Hace diez años, las mujeres en edad fértil habían tenido en promedio tres hijos. Ahora ese número es de dos. A la vez, creció el número de familias que tienen un solo hijo. Pero, además, las probabilidades de tener una casa propia cayeron estrepitosamente en esta década en la ciudad de Buenos Aires: de 72% a 62,5%.

 

La dinámica familiar también se modificó

¿Qué cantidad de horas se dedican a las actividades como el estudio y el trabajo? ¿Cuánto tiempo libre se pasa juntos? ¿Las vacaciones? ¿Varió la edad en la que los hijos empiezan el colegio?
La familia sigue siendo el modelo elegido por los argentinos. Ocho de cada diez hogares están habitados por familias en sus distintos formatos y versiones. Sin embargo, según datos de los últimos censos, los que responden al modelo de padre-madre-hijos pasaron de 65% a 37% en apenas una década. En contrapartida, los hogares monoparentales pasaron de 15% a 17%. Y los hogares extendidos y compuestos pasaron a ser casi el 20% del total.
Los hogares de personas que viven solas crecieron del 15 al 18% y se redujo el número de hogares multipersonales no familiares. Que son, por ejemplo, amigos que viven juntos. Hoy son sólo el 1 por ciento.
Las familias con parejas del mismo sexo representan el 0,2% del total de los hogares y aquellas parejas de ese tipo en las que hay hijos, el 0,04%.
A nivel general, la tendencia es a tener menos hijos. En los últimos años, creció el número de hogares que tienen uno, dos o tres miembros y se redujeron los que tienen cuatro o más habitantes. Para darse una idea, hoy, sólo en el 6% de los hogares vive una pareja con tres hijos.

 

A nivel general, la tendencia es a tener menos hijos.

A nivel general, la tendencia es a tener menos hijos.

 

La vivienda
La casa sigue siendo el tipo de vivienda más elegido por los argentinos: el 79% de los hogares tienen lugar dentro de casas, contra el 16% que habita en departamentos. En la ciudad de Buenos Aires, la relación es inversa: sólo el 24% de los hogares son casas, contra el 71% que vive en departamentos. A nivel país, tres cuartos y un baño es el modelo de vivienda que más se repite.

 

La pirámide poblacional

La pirámide poblacional también habla de los cambios en la familia. Hace una década, los menores de 20 años eran el mayor grupo poblacional. Hoy, es el que tiene entre 30 y 64 años.
Otra característica de la década es que se amplió la franja de edad en la que las mujeres son madres. Con diez años de diferencia, el número de bebes nacidos en un año se incrementó en 75.000 casos, según las Estadísticas Vitales del Ministerio de Salud. La contradicción es que en el mismo período se redujo la cantidad de hijos que tiene cada mujer.
Del 70% de las madres que dieron a luz en 2011 eran primerizas (40%) o tenían otro hijo (30%). En 2001, el 65% de las madres tenía entre dos y tres hijos. En Capital, sólo en 7% de las que dieron a luz ya tenía otros dos hijos. Significa que más mujeres, a distintas edades, fueron madres.
A nivel nacional, los hijos se siguen teniendo antes de los 30 años. Pero en Capital, en la última década, más de la mitad de las nuevas madres tenía entre 30 y 39 años. Además, en todo el país, se registraron 129 partos de mujeres que tenían más de 50 años (111 de ellos en la provincia de Buenos Aires).
El aumento del número de divorcios y la incorporación de la mujer al mercado laboral son dos signos de la década que transformaron la dinámica familiar.
Nunca en la historia argentina se produjeron tantas separaciones legales como durante la última década, incluso más que cuando se sancionó la ley de divorcio vincular, en 1987. El último censo registró 564.396 separaciones legales más que el anterior. En una década, los divorcios pasaron de ser unos 87 casos diarios a 172.

 

¿Cuánto dura el amor?

Menos de seis años. Según estadísticas judiciales a las que accedió LA NACION, en la ciudad de Buenos Aires el 54% de las parejas que se divorcia lo hace con menos de diez años juntos, y el 34%, con menos de seis.
En una década también aumentó de 54 a 60% el número de madres que trabajan. Estos cambios trajeron modificaciones en la organización cotidiana. Así, en tres décadas se redujo el número de horas dedicadas a la preparación de las comidas, que pasó de ser dos horas diarias a 20 minutos. Esto se tradujo en un incremento de la ingesta de comida industrializada y un retroceso en la incorporación de vegetales y frutas.
Que más mujeres trabajen también está significando un inicio cada vez más temprano de la escolarización. Las últimas estadísticas indican que el 55,2% de los chicos de tres y cuatro años concurre a una institución educativa. Hace una década sólo lo hacía 35%. En la ciudad de Buenos Aires, el número es del 83,5 por ciento.

 

¿Al cuidado de quién quedan los niños?

En el 40% de los hogares, con las mismas madres; en el 28%, con un familiar (que en mayor medida es una abuela y en menor medida una tía o un hermano), el 20% queda al cuidado del padre, según un reciente informe del Equipo Latinoamericano de Justicia y Género (ELA). Sólo el 11,3% de los hogares argentinos contrata cuidadoras domiciliarias para sus hijos. El 70% corresponde a sectores medios y medios altos, según datos de la última Encuesta Nacional de Gastos de los Hogares.
Según la única encuesta de uso del tiempo que se hizo hasta ahora en la ciudad, los porteños trabajan unas siete horas. En promedio, las mujeres trabajan diariamente un cuarto de hora más que los varones. Los hombres dedican sólo 22 minutos diarios al cuidado de niños o adultos que viven en su propio hogar.
La dificultad para equilibrar la vida familiar y la laboral afecta a miles de hogares, incluso en el nivel gerencial. Un estudio de la Escuela de Negocios de la Universidad Austral entrevistó a más de 400 directivos y gerentes. El 71% dijo que la familia es la principal fuente de su satisfacción personal. Sin embargo, sólo destina 16 horas semanales para atender los asuntos familiares, contra casi 50 que dedicada al trabajo.

 

¿El hábito de comer juntos se sostiene?

Según una encuesta encargada por la empresa Knorr, en diversos países (incluido el nuestro), 7 de cada 10 argentinos realiza por lo menos una comida del día alrededor de la mesa hogareña.
Las vacaciones en familia siguen siendo el modo más elegido por los argentinos cuando llega el verano. El 44% usa su descanso laboral para estar con los suyos, porcentaje que no ha variado en la última década, aunque sí se acortó la cantidad de días de vacaciones usados con la familia. La tendencia hoy es a repartir el descanso entre familia, pareja y amigos.
Hace una década, las redes sociales prácticamente no existían o sólo algunas versiones más elementales de ellas. Un estudio señala que las relaciones familiares mejoraron gracias a la irrupción del mundo 3.0. Según una encuesta de la consultora Oh! Panel, 6 de cada 10 usuarios argentinos dijeron que alguna red social mejoró su relación con sus familiares. ¿Cómo? Incrementó la frecuencia con la que se comunican con ellos y a la vez acercó a primos o tíos lejanos, por ejemplo.

 

Fuente: http://www.lanacion.com.ar/1643700-nuevas-familias-solo-el-37-responde-al-formato-tradicional

CATEGORIES sociedad

COMENTARIOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *